Consejos para viajar con niños (1/2)

Gracias a sus experiencias con tres niños en conjunto, dos de nuestras veteranas de viajes infantiles nos dan sus consejos para que el trayecto sea más manejable. Padres, ¡tomen nota!

Los dos niños de Ana Santelises de Latour, nuestra vicepresidenta, tienen hoy ocho y seis años; gracias a los viajes familiares que han hecho, ya Ana ha convertido el empaque y el trayecto en avión en una ciencia. Para Gabriela Aybar, nuestra gerente senior de Operaciones, tomar un avión con su hijo de hoy cuatro años ha sido un tema de prueba y error, pero ya ha dado con un sistema casi infalible para asegurar que los vuelos sean placenteros para él.

Si ustedes van a viajar al extranjero con sus hijos pequeños en estas fiestas, no dejen de leer sus consejos. Y si tienen alguno adicional, ¡más que bienvenido!

POR: Ana Santelises de Latour y Gabriela Aybar

Ana: Las memorias que uno crea cuando viaja con sus niños hacen que, al final del día, toda esa lucha que uno pasa valga la pena. El día a día de nosotros los adultos es tan ajetreado que los viajes nos dan la posibilidad de compartir con nuestros hijos sin dividir la atención. Pero… para llegar al momento precioso donde uno está gozando de lo lindo preparando el desayuno junto a sus hijos, primero hay que pasar por el obstáculo número uno: el avión.

Yo aprendí que los muchachos tienen que viajar en un vuelo temprano, porque no importa si tienen que amanecer, ese día se despiertan con las ansias de viajar y la adrenalina hace su trabajo. Ahora, si se levantan y se pasan la mañana entera esperando, el día se les hace largo y pesado. La primera vez que fuimos a Disney juntos llegamos de noche y eso fue un martirio: decir que hubo pleitos y niños cansados es solo la mitad del cuento. Por eso, primer consejo: traten de conseguir los vuelos lo más temprano posible en el día, para que no afecte el humor de los niños.

Gabriela: Y ahí entonces viene la pregunta de qué vas a hacer una vez que están montados en el avión. Lo principal: hay que entretenerlos. Desde que tiene edad de usar un iPad por sí solo, le he bajado  a mi hijo una película o varios muñequitos que no ha visto pero sé que le van a gustar. Es un costo, pero él lo ve durante el viaje entero y yo sé que se mantiene entretenido y ni cuenta se da del paso de las horas. Así que, segundo consejo: hay que visitar la tienda de iTunes o de Android unas 24 o 48 horas antes del vuelo, para hacer esas compras necesarias de entretenimiento infantil.

Ana: Yo también me artillo de entretenimiento, tanto electrónico como físico. Por ejemplo, a mi hija le gusta pintar, así que le llevo libros y lápices para colorear, y así va entretenida. A cada uno le digo que escoja sus dos juguetes favoritos, y eso tiene el plus de que no solo les funciona para el avión, sino para el resto del viaje, incluyendo los tiempos de espera en el hotel. Por eso, tercer consejo: traten de llevarse dos juguetes físicos por cada niño.

Gabriela: También le lleno la mochilita de picaderas. Los procesos en el aeropuerto y el rent-a-car son largos, así que le llevo cereal (conflé), panquecas, nuggets de pollo, galletas de pececitos y salchichas –alimentos secos que pueda comer fácilmente, aunque estén fríos–. Y claro, agua y leche, ya que el líquido es un aliado importante a la hora del despegue y el aterrizaje, porque si está tragando es difícil que se le tapen los oídos. Así que, cuarto consejo: hay que incluir comida estratégica en la mochila.

Ana: Ahora, se oye muy bonito decir que le empacaste la mochila, pero vamos a ser sinceras… ¡Al final termina uno cargando las mochilas, porque los niños se desentienden! Por eso, yo hace mucho que decidí llevar sencillamente una maleta de mano para toda la familia, y ahí ponemos todo, desde juguetes y comida hasta algún cambio de ropa. Quinto consejo: los niños van a salir de la casa muy bonitos con su mochilita, pero al final termina uno cargándola. Eviten desencantos y, cuando llevan más de un niño, mejor usen una maleta de mano para todos. 

¿Quieren conocer los demás consejos para viajar con niños que han recopilado Ana y Gabriela? En la segunda parte de esta entrada hablaremos sobre la ropa para el frío, la comida en el lugar de destino y qué llevar en un botiquín.

Fotos: Ana Santelises de Latour y Gabriela Aybar

Un comentario

Únete a la discusión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *